Un propósito noble, un objetivo común, un liderazgo compartido

1 febrero, 2024 - VALENCIA

El documental recién estrenado en Netflix sobre el proceso de grabación de la canción We Are the World, durante una única noche, es una magnífica oportunidad de aprender sobre equipos, liderazgo, propósito, etc. en un contexto muy distinto del que vivimos en las organizaciones, si bien desde mi punto de vista al observarlo se aprecian magníficos ejemplos del proceso de construir un equipo, alinearlo y lograr el objetivo común.

 

-Un propósito noble: con la venta del disco recaudar el máximo posible para atenuar la hambruna en Etiopía durante esos años.

 

-Un objetivo común: grabar la canción en una noche -10 horas- con la aportación tanto coral  de los 50 artistas, como solista de los más famosos.

 

-Un liderazgo compartido

 

Fascinante el liderazgo de Quincy Jones centrado en la producción del resultado, la grabación del disco. Genial el cartel que puso a la entrada del estudio: «¡Dejad el ego en la puerta!».

El liderazgo de Lionel Richie, centrado en proporcionar ayuda, integrar a todos y crear un clima constructivo.

El liderazgo de Michael Jackson, autor de la canción, liderando musicalmente como decimos poniéndose al frente.

Bob Geldof, proporcionando contexto, significado y ejemplo: «No estamos cantando para los que pasan hambre, cantamos para los que tienen el dinero» dijo en un momento de confusión.

Stevie Wonder, creando un clima entusiasta, de cooperación; magnífica su ayuda para integrar y ayudar a un descolocado Bob Dylan.

 

En fin, aprendí mucho en este admirable documental, ¿y vosotros?

 

Saludos. José Joaquín Marí.

0 comentarios

Apúntate a la newsletter de Organización y Personas y no te pierdas nuestras noticias y cursos.

Empieza a escribir y pulsa Enter para buscar